A propósito de la acupuntura verdadera y acupuntura falsa

Al pretender comparar los efectos de la acupuntura en estudios de doble ciego con falsa (“sham”) acupuntura, nos enfrentamos a una respuesta que en los dos grupos no difiere demasiado. Así, al no haber una diferencia significativa entre ambas, se considera a la acupuntura placebo ¿? Aunque estos resultados sean muy superiores a los grupo testigo, sin tratamiento o incluso con tratamiento convencional. Los defensores de la acupuntura argumentamos que como es una técnica invasiva genera una respuesta que igualmente provocará efectos, aunque no en la proporción de la acupuntura verdadera (digo en los puntos de acupuntura reales). ¿Podemos comparar la acupuntura con una intervención quirúrgica, también invasiva?

En el año 1959 se publicó un estudio (ya clásico de doble ciego) de cirugía torácica a pacientes con  angina de pecho, en un grupo se efectuó una técnica quirúrgica convencional para la época, y en el grupo testigo de hizo tan sólo una incisión en la piel. Seis meses después de la operación, el 63% de los pacientes operados con técnica verdadera obtuvieron una mejoría sustancial en cuanto a la disminución del dolor, aumento de la tolerancia al ejercicio, y disminución de la ingesta de medicamentos. Lo sorprendente es que el grupo “placebo” de control mejoró sustancialmente en un 56%. A los acupuntores no nos sorprende.

An Evaluation of Internal-Mammary-Artery Ligation by a Double-Blind Technic

Leonard A. Cobb, M.D., George I. Thomas, M.D., David H. Dillard, M.D.§, K. Alvin Merendino, M.D., and Robert A. Bruce, M.D.

N Engl J Med 1959; 260:1115-1118May 28, 1959

Más recientemente se ha publicado un interesante estudio en la revista internacional de acupuntura de que quiere explicar este tipo de hallazgos (muy comunes) en los estudios de acupuntura comparados con  acupuntura falsa.

La fascia y los mecanismos de la acupuntura

Verástegui Escolano, Cristina

Publicado en Rev Int Acupuntura.2011; 05 :156-7 – vol.05 núm 04

Leer en: English

Resumen

A la luz de recientes resultados obtenidos por los metaanálisis de estudios clínicos sobre acupuntura, los acupuntores se enfrentan al desafío de reevaluar los principios básicos sobre los que se asienta la práctica de la acupuntura. Este trabajo replantea dichos principios, proponiendo que la forma y la función de la fascia pueden explicar el mecanismo de acción de la terapia acupuntural. Esta concepción no se aleja de los principios básicos ya que propugnan que la palpación se encuentra en la raíz del diagnóstico y del tratamiento.

Introducción

Finando S, Finando D J Bodyw Mov Ther. 2011;15:168-76. Comentario Este artículo surge como consecuencia de la lectura y el análisis de los últimos trabajos publicados sobre las diferencias que se obtienen en ensayos clínicos utilizando la acupuntura verdadera, la acupuntura placebo (no hay estimulo ni inserción de agujas) o la acupuntura falsa (hay estímulo e inserción de agujas, pero de cualquier manera, sin importar forma ni lugar de inserción). Frente a lo que se esperaba, la acupuntura falsa parece ser tan eficaz como la acupuntura verdadera, y el significado de los resultados obtenidos con la acupuntura falsa apuntan a la acción que la estimulación de la aguja de acupuntura parece tener sobre el tejido conectivo. El estímulo provocado al insertar las agujas es capaz de ser percibido a distancia, abarcando una zona más amplia de acción que la circunscrita a los puntos acupunturales verdaderos, lo que subraya la característica homogénea y continua de este tejido. Las agujas de acupuntura siempre atraviesan la piel, la fascia superficial y el tejido muscular, salvo en algunos puntos determinados, lo cual proporciona, per se, un estímulo en el tejido conectivo. Stecco ya describió en 2004 las coincidencias entre los canales de acupuntura y los planos fasciales. Langevin y Yandow, en 2002, encontraron un 80% de coincidencias entre puntos de acupuntura y tabiques inter o intramusculares, también entre planos fasciales. Además, los puntos de acupuntura se vuelven activos en respuesta a deformaciones miofasciales que…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s